Las musas ANTI-MODA

“Pupy y Marina Lavalle Cobo se inspiran en recursos clásicos combinados con elementos contemporáneos, para lograr el encanto atemporal de un piso en el barrio de Recoleta.”

La Ventana Decoración fue la primera casa de decoraciones con telas radicalmente distintas, desde los tejidos, texturas o motivos hasta los tratamientos que recibían: anti-mancha, anti-plancha, etc.; hoy, más de 45 años después siguen sorprendiendo con la frescura y tranquilidad que solo da la experiencia de un camino bien recorrido.

Son las decoradoras Marina y Pupy Lavalle Cobo, que desde su tradicional local de Pacheco de Melo y Pueyrredón supieron establecer una de las condiciones esenciales de la buena decoración: mantener lo que vale, lo que pertenece a un patrimonio y adaptarlo a lo nuevo, siempre con ojo sensible capaz de lograr máximos resultados con los recursos existentes.

Marina afirma que “la moda pasa pero es el estilo lo que permanece”, y es justamente por respetar la premisa que acuñara la inolvidable Coco Chanel, que desde hace 43 años la propuesta de La Ventana logró adaptarse a los cambios, circunstancias, materiales y necesidades de su clientes a través de los años. “Lo importante es nunca perder la capacidad de asombro”, comenta Marina.

La Ventana Decoraciones tiene el particular sello propio de ser atendido por sus dueñas. Las decoradoras Marina y Pupy lideran un equipo de trabajo altamente especializado en cortinas y géneros de tapicería que comparte la filosofía de la atención personalizada. A lo largo del tiempo se sucedieron las muestras en Casa FOA y otras exposiciones de igual importancia, los negocios en San Isidro y Pinamar, siempre con una expresión estética y artística que refleja el estilo de vida de Marina y Pupy.

Nosotros

Como nunca antes, hoy  las casas deben representar la identidad de sus dueños

“Las cortinas”, explica Marina, “Son un punto de partida para la decoración, crean atmósfera en un ambiente, nos cobijan con su calidez. Hay muchas variedades, estilos de diseños y telas y es por ello que nuestro primer servicio es asesorar al cliente, ya sea en nuestro local o yendo a su casa para poder ver cuáles son sus necesidades, combinar y armonizar las telas de las cortinas con las de los muebles y los colores de las paredes. Observar lo técnico, la privacidad y la vista”.

Lo mejor es que cuando alguien llega a nuestra casa, nos reconozca en eso que mostramos, en eso que elegimos, y exactamente esto es lo que percibe quien visita  La Ventana. Desde hace mas de cuatro décadas, nuestro local ofrece un trato sencillo y profesional sin mas protocolo que la búsqueda de la excelencia en el servicio. En este espacio, que vio crecer a nuestros hijos y nietos  nuestros clientes podrán encontrar no sólo cortinas, algodones estampados, rasos, chenille, jacquards, sofás, papeles, acolchados, tela de tapicería sino soluciones concretas, creativas y a medida con un toque de innovación y estilo que hará de su visita una experiencia cálida y grata.

“Las intrépidas Pupy y Marina Lavalle Cobo eran raras para la época. No estaba bien visto que las mujeres fueran empresarias o comerciantes….” dice una nota en el diario La Nación a propósito del aniversario número cuarenta de La Ventana. Y es quizás la mejor descripción de estas mujeres emprendedoras, adelantadas para su época.

DECORADORAS

“Estilo no es lo mismo que moda.”

Por casi cinco décadas, Pupy y Marina Lavalle Cobo se han especializado en la decoración de ambientes… “Tenemos una tendencia entre lo clásico y lo moderno pero siempre vamos cambiando. Ni tan clásico ni tan moderno, la especialidad son los textiles. Todo tiene su encanto, especialmente aquellos viejos objetos que forman parte de la tradición familiar, los recuerdos, en fin… el espacio habla de quien lo habita, de su historia y de sus gustos personales.”